MARÍA DE NAZARET ¿TIENE ALGO QUE DECIRNOS HOY?

Emma Martínez OcañaEste es el título con el que nos volvía a sorprender Emma Martínez Ocaña en la tarde del día 17 de Abril en el Centro Cultural Poveda.

Conf emma 1Y digo sorprender porque sus acercamientos, sobre todo de mujeres bíblicas, es un quehacer continuo en su trayectoria literaria y en su forma de transmitir los valores cristianos que nunca, como ella demuestra, se han perdido para quienes creemos. Unos valores y unas actitudes que aunque nos los traslade desde su ser de mujer creyente, son comunes para hombres y mujeres.

Sin embargo hay otra intencionalidad didáctica en su exposición, algo que viene siendo necesario para mantener el verdadero espíritu cristiano en el día de hoy y que se refleja en su último libro: “Espiritualidad para un mundo en emergencia”. En él se viene a decir que  “puesto que todo ha cambiado, del mismo modo hay que cambiar nuestra manera de vivir porque “un tiempo nuevo reclama identidades nuevas”.

Conf emma 2Estas ideas se ven reflejadas en María que fue la primera persona en aprender a vivir como Jesús quería, reconduciéndola, y que, como mujer y conociendo la situación infravalorada de las mujeres en su tiempo, tiene una importancia trascendental como ejemplo para todos de desmitificación de estereotipos y extensión de la “generatividad” como forma de generar vida tanto para hombres como para mujeres. Esa era la idea de Jesús.

La vida fecunda con ella se generaliza. No es por tanto sólo una madre o no más madre de lo que lo podemos ser todos, hombres y mujeres. En ella, en María,  se personaliza esa “desposesión” como madre, esa “desposesión” de nosotros mismos para seguirlo a Él, la verdadera aceptación, el entendimiento definitivo de aquellas palabras de Jesús: “Mejor decid dichoso quien escucha la palabra de Dios y la cumple”.

La lejanía de María con todos los atributos con que la hemos adornado para mantenerla distante, en un altar que tan bien conocemos, no es la María que pregunta, reprende, actúa… acepta, vive realmente con Él. Todo un ejercicio de volver al verdadero espíritu cristiano sobre el que nadie mejor que ella nos puede iluminar. Una vuelta al verdadero camino.

Texto: Mercedes Rueda

Fotos: Centro Cultural Poveda